Donald Trump resultó electo presidente de Estados Unidos la madrugada de este miércoles. Nadie creyó que fuera posible, todo el mundo se pasó el día de ayer mirando las noticias y esperando para saber quien sería el próximo Presidente electo de una de las potencias mundiales.

Contra todos los pronosticos el empresario Donald Trump fue elegido por la mayoría de los estadounidenses, y al parecer las encuentas no tuvieron en cuenta el fenómeno del voto oculto o avergonzante, que decía que votaría por la opción politicamente correcta, pero a la hora de encontrarse solo elegía que las cosas cambien.

Al parecer la mayoría estadounidense de la cltase trabajadora «blanca», industrial y rural no ha visto progresos en su vida, por lo que voto por este personaje.

 

Honestamente espero que las declaraciones totalmente ofensivas que realizó el nuevo Presidente hacia los mexicanos, discapacitados, musulmanes y mujeres hayan sido su forma de llamar la atención y no algo que piense realmente. Porque si hay algo que se necesita de un Presidente de una Nación como los Estados Unidos es alguien que acepte a todos por iguales y quiera hacer crecer a su país con todas aquellas personas que son parte sin discriminación.

La mayoría de los artistas norteamericanos estaban a favor de la candidata democrática Hilary Clinton y usaron todas las redes sociales para impulsar a la sociedad a que vote a favor de ella.

Cuando se supieron los resultados definitivos fueron varios los famosos que se descargaron en la redes, Lady Gaga dio un paso más adelante y manisfestó con un cartel que decía «Trump loves hate» (Trump ama el odio). Miley Cyrus subió un video en pleno llanto pidiendole al nuevo Presidente que por favor trate a la gente con respeto y que ella lo aceptaba porque quería un país unido.