En la mañana del lunes asistimos al lanzamiento del programa «CONSTRUYENDO JUNTOS» una novedosa y creativa solución para la construcción de la vivienda propia para aquellos que ya poseen su terreno.

Este programa contempla la asistencia a familias que van a desarrollar por autoconstucción su vivienda única. Estuvieron presentes el intendente Claudio Di Tella, el secretario de Gobierno Pablo Nuñez, y la directora de Cooperativas, Adriana Gallinger.

Te cuento los interesantes detalles que tiene este plan y que en conjunto con los colegios de Arquitectos, y otras instituciones intermedias, así cómo las áreas de Dirección del Hábitat y Cooperativas de la municipalidad. Unieron voluntades para facilitar la construcción de las casa habitaciones.

os requisitos básicos son que las familias que se quieran incorporar al Programa dispongan de un terreno. En el caso de que no dispongan del mismo, se podrán utilizar como herramienta al ingreso al suelo aquellos programas como: Suelo Urbano, Loteos Sociales, o a través de un acompañamiento a las Cooperativas. 

El Secretario de Gobierno Pablo Nuñez, explicó que: “No solo lo que se facilita es la parte técnica y el diseño de la vivienda sino que también los beneficiarios quedan subsidiados en los costos de permisos de obra que ordinariamente se cobran cuando se comienza con la construcción de la vivienda”.

El otro requisito es contar con ciertos niveles de ingreso. Si la familia tiene ingreso menor a los cuatro salarios mínimo, vital y móvil, el Programa subsidia completamente la tasa del permiso del derecho de construcción, pone a disposición los prototipos de vivienda que el equipo técnico de la Dirección de Hábitat y Cooperativas ha desarrollado, y personal técnico del Municipio va a acompañar con asistencia técnica en el proceso de autoconstrucción que la familia va a llevar adelante.

Si la familia posee ingresos superiores a los cuatro salarios mínimos, vital  y móviles, hasta ocho, van a poder contar con los prototipos y también van a tener subsidiada la tasa, pero van a tener que recurrir al Colegio de Arquitectos para contratar los servicios de un profesional que va a realizar la asistencia técnica.

“Siempre será mucho más barato que contratar un profesional para el diseño de un proyecto de vivienda, para tramitar los permisos y luego tener una dirección de obra” aseguró el Secretario de Gobierno.

Para quienes tengan menos de 4 salarios mínimos, vital y móviles, habrá acciones de capacitación que a través de la Dirección de Hábitat, Secretaría de Desarrollo Humano, Mejoramiento Habitacional, Dirección de Juventudes, Dirección de Capacitación y Empleo, que trabajan articuladamente para ofrecer técnicas de autoconstrucción.

“Este programa está abierto a todo el público, a todas la familias de la ciudad que tengan un terreno, que no tengan otra vivienda, que dispongan un lote y estén dispuesto en un plazo  promisorio a la construcción de la vivienda, y acepte uno de los cuatro prototipos que el municipio pone a disposición” agregó el Nuñez.

Gallinger aclaró que: “Son prototipos que se pueden desarrollar de manera progresiva, las familias pueden seguir ampliando, luego de realizado el módulo mínimo y habitable de 40 metros cuadrados, pueden llegar hasta los 80 metros cuadrados. La vivienda completa o el módulo mínimo debe estar construido en un periodo de un año y medio”.

Una creativa idea, así como unión de personas e instituciones que se proponen contribuir con sus vecinos.

EXCELENTE !!