Ya sabemos que a Justin Bieber le gustan los tatuajes, ya que tiene el cuerpo cubierto de éstos. Pero el último que se hizo nos dejó a todos casi tan sorprendidos como cuando Cande Tinelli se tatuó todo el cuello de negro.

Bieber impactó a sus fans al estrenar en Instagram el enorme tatuaje que se hizo en el torso, repleto de pequeños diseños.

Bang Bang fue el tatuador encargado de hacerle el enorme diseño al cantante. Y contó el significado de éste.

«Agregamos dos ángeles, uno de cada lado», comentó. «Debajo de cada uno está el diablo, ellos lo dominan. Cada vez que hago una pieza tiene que haber un lado positivo y uno negativo. Tiene que haber balance, visualmente es necesario tener contraste. Abajo de los ángeles hay un demonio que necesita alimentarse. El esqueleto está de un lado, la serpiente del otro».

«Es un símbolo del arte gótico, la lucha entre la luz y la oscuridad, el bien y el mal, el Ying y el Yang», agregó. «Quería asegurarme de que tuviéramos un contraste en el objeto y la imaginación. Me hacía más sentido que él tuviera un tatuaje que describiera su espiritualidad. Los animales que tiene, sus espíritus animales, así como los ángeles, sus guardianes. Estaba tratando de hacer algo super significativo y no algo disperso».

«Me dijo que tenía un bigote en su vientre, refiriéndose al águila, y que necesitaba más alrededor para que no se viera vacío, flotando a la mitad de su estómago», contó en medio de risas. «No sé por qué por (Justin) creía que lucía como un bigote. Tal vez uno de sus amigos le dijo eso».

Bang Bang dijo que Bieber no tenía muy claro qué era lo que buscaba.

«Dijo que quería cubrir el frente, así que le mandé un montón de opciones. Todo era en torno a la religión. Le expliqué todo el frente debía ser un tema. De hecho, yo no quería cubrir nada…».

Tardó tres días en llevar a cabo el tatuaje y tres semanas de puro diseño.

Y al parece JB tiene planes de seguir tatuandose, ya que al parecer el tatuaje del artista no esta completo.